Guerras

Operación Titanic: Día D y engaño

Operación Titanic: Día D y engaño

El siguiente artículo sobre la Operación Titanic es un extracto de la Enciclopedia del Día D de Barrett Tillman.


Overlord sigue siendo uno de los ejemplos clásicos de engaño estratégico efectivo. Los planificadores aliados trabajaron incansablemente para engañar a los alemanes acerca de la zona de aterrizaje prevista para el Día D, intentando centrar su atención en el Pas de Calais en lugar de Normandía. Las falsas transmisiones de radio de un ejército inexistente "dirigido" por el teniente general George S. Patton constituyeron un ejemplo de señales de inteligencia insertadas para ocultar la fuerza real de las tropas de los Aliados. Otros medios incluían comprometer a todos los agentes de inteligencia alemanes en Gran Bretaña, "convertir" a los espías enemigos y obligarlos a enviar informes engañosos a sus manejadores. Esos esfuerzos fueron exitosos; en mayo de 1944, Berlín estaba convencido de que el ejército de los EE. UU. tenía setenta y nueve divisiones en Gran Bretaña en comparación con las cincuenta y dos desplegadas allí. Estas acciones se conocieron colectivamente como Operación Titanic

Los planificadores aliados emplearon sutileza al filtrar algunos planes a los alemanes. Un ejemplo fue el Plan Zeppelin, que teóricamente exigía una gran ofensiva desde Italia hasta los Balcanes en caso de que Overlord fuera cancelado o retrasado. Como suele ser el caso en la planificación militar, Zeppelin fue "modificado" en mayo de 1944 para atacar el sur de Francia, empleando tráfico de radio falso, agentes dobles y solicitudes genuinas de información o apoyo de naciones neutrales. Sin embargo, Zeppelin no logró convencer en gran medida a la sede alemana de que el golpe caería en cualquier lugar que no fuera la costa del Canal.

Otros esfuerzos de engaño "genuinos" incluyeron ataques desproporcionados a instalaciones alemanas fuera de Normandía, típicamente dos misiones en otro lugar para cada misión en el norte de Francia. Esto daría más flexibilidad para los barcos de desembarco aliados y las naves de desembarco.

Entre los métodos de engaño físico estaba la creación de miles de vehículos y aviones de imitación, todos ubicados para convencer a los alemanes de que la invasión ocurriría en el Pas de Calais. Entre ellos, los Ingenieros Reales y sus contrapartes estadounidenses crearon tanques, camiones, artillería y aviones, que se desplegaron en áreas de concentración cerca de los puertos en la costa este de Inglaterra. Los señuelos de goma se pueden inflar con aire comprimido, mientras que otros se ensamblan rápidamente de madera y lona. Un pelotón de combate de veinticuatro aviones podría ser construido por un pelotón de ingenieros en dos semanas, incluyendo hangares de imitación y equipos de apoyo.

La operación Titanic causó una gran confusión entre las fuerzas alemanas cuando se lanzaron muñecos de goma en toda Normandía. Genéricamente llamado "Rupert", los paracaidistas de imitación se sumaron a la incertidumbre ya establecida la noche del 5 al 6 de junio, cuando las fuerzas aerotransportadas genuinas aterrizaron lejos de sus zonas de caída previstas. En consecuencia, los defensores no tenían una idea clara de cuáles serían los movimientos iniciales de Overlord.